Quique Galdeano

Precursor de los medios LGBT+ en México



Para ti, ¿qué significa ser gay, hoy en día, en un país como México?
Para mí significa una oportunidad, lamentablemente en México durante mucho tiempo, nos retrataron de una manera muy caricaturesca en programas de televisión, afortunadamente eso está cambiando, es una oportunidad para demostrar que el gay, la lesbiana, las personas trans, pueden ser personas que aportan, exitosas, que queremos y podemos cambiar nuestro entorno. Por otro lado, sigue siendo un peligro el ser gay en nuestro país, en algunas partes de la república aún puede ser muy peligroso ir de la mano con tu pareja del mismo sexo. Sigue existiendo mucha homofobia y eso lo tenemos que cambiar, sabemos que somos un país machista y misógino, pero esto irá acabando a medida que seamos más visibles y normalicemos la diversidad. 

¿Qué opinas de los clichés que existen sobre la comunidad LGBT+ en la televisión, el teatro, el cine, etc.?
Yo creo que socialmente, incluso en las películas, desde toda la vida, hemos sido los “bufoncitos” que hacen reír a la gente, entonces a medida que esto ha ido cambiando también ha ido cambiando la manera de concebir a los gays. Por ejemplo, en la televisión, el fenómeno de “Aristemo” sacó del cliché al gay, sobre todo, porque eran menores de edad que se estaban enamorando y era mostrar simplemente el amor, de la manera más pura y el despertar sexual, así son las relaciones en la vida real, tanto en heterosexuales como en homosexuales. Por eso, tanto las películas como las series que se están presentado por primera vez con esta nueva óptica, son una “novedad” porque la gente no nos veía así. Esperemos que con el tiempo, la televisión, que aún es un formato que educa en nuestro país, siga presentando a más gente diversa para que la gente entienda que amor es amor. 

¿Cuál consideras que es la situación actual de los medios LGBT+?, ¿cuáles son los pros y los contras?, ¿qué crees que hace falta?
Siguen siendo novedad, somos muy pocos todavía, realmente se puede decir que los más grandes somos tres y tenemos la responsabilidad de impulsar a los chicos y más nuevos, lejos de vernos como competencia, creo que somos tan pocos que tendríamos que unir fuerzas y realmente hacer equipo entre nosotros, tanto para compartir información como para empujarla y hacernos más grandes, a medida que esto pase y realmente hagamos una unidad, los medios tradicionales nos van a empezar a tomar como algo serio porque desafortunadamente aún no lo hacen. A veces, hay un homicidio trans y se minimiza como un lío de faldas, como un crimen pasional y la verdad es que no es así. A medida que los medios lgbt, le demos difusión a estos casos de discriminación y empujemos, los medios tradicionales van a dejarnos de ver como medios que no tienen seriedad, es decir, también hay que darle voz a las hard news, no nada más al entretenimiento o el chisme. Hablemos de temas de los que nadie quiere hablar o que por lo menos en este momento los medios tradicionales no les den foco.

Hablando específicamente de Escándala, cuéntanos, ¿cómo surgió la idea de crear un medio LGBT+ en México?, ¿cuáles han sido los mayores retos hasta la fecha?
Empezar un proyecto siempre es difícil, hemos tocado muchas puertas, ha pasado por ahí mucha gente, creo que la gente ubica Escándala por las caras y la verdad es que no son solo ellos, hay un gran equipo detrás que hace que las cosas realmente pasen y les agradezco todo el trabajo que muchas veces la gente no ve. Ya vamos a cumplir 5 años de estar online y ha sido un proceso muy enriquecedor porque no puedes quedarte “dormido en tus laureles” tienes que ver qué sigue, por eso ahorita hay una variedad de productos que no nada más es el punto com, sino tenemos podcast, programas en vivo, videos, coberturas de  turismo..., porque nosotros justo partimos de decir la noticia de una manera “muy cagada”, pero cuando son noticias serias evidentemente no podemos bromear, estamos en un proceso de reinventarnos. No te puedes quedar en la idea de “soy el más famoso”, “soy el más leído”, siempre tenemos que ver qué sigue y cómo podemos llevar el mensaje a otros niveles y no solamente en México, ya no es solo una responsabilidad nacional, nos lee gente de Colombia, de Europa, de Estados Unidos, de Canadá, estamos en el proceso de generar metas, por eso vienen varios productos en los que nosotros vamos a ser los generadores de la noticia. 

¿Cuáles han sido para ti los momentos más gratificantes?
La segunda marcha en la que Escándala tuvo presencia, lamentablemente a la primera en donde estuvo Aurora, yo no pude asistir porque tres días antes mi abuela había muerto, pero en esa segunda marcha en la que tuvimos presencia con un coche y un contingente (yo nunca había ido a una marcha gay), ver y sentir a la gente y su cariño, creo que ha sido uno de los días más felices de mi vida porque ver a toda mi comunidad reunida en un solo lugar fue espectacular; ese fue uno. Otro fue cuando superamos el millón de personas que seguía la página, fue muy bonito porque el trabajo de dos años antes se podía apreciar con números (seguidores) y te das cuenta de que está funcionando, yo creo que lo que siguió que no tiene nada que ver con números, ni con un coche, son los momentos cuando nos hemos ido de viaje y la gente te para, como en Canadá cuando hemos ido a hacer una cobertura, o en Europa cuando fui a hacer la cobertura del World Pride, la gente en España me paraba; Aurora Wonders acaba de estar en Colombia dando una plática y llenó un auditorio completo, allí es en donde te das cuenta de que los mensajes y los videos funcionan. Fuera del extranjero, aquí vas caminando por la calle y te saludan.

y te dicen: “Quique, hola”, yo creo que eso es lo más padre de tu chamba, el mensaje que puedas llegar a dar. En alguna ocasión, creo que no lo he platicado, un chavo en Monterrey, después de dar una plática, me paró y con lágrimas en los ojos me dijo: “Gracias, yo no soy gay, pero lastimé mucho a mi hermana al saber que era lesbiana y gracias a los videos que subían, me arrepentí de haberlo hecho, de haberla encerrado en su cuarto, de decirle que estaba enferma y poseída por el demonio y gracias a ustedes me di cuenta de que no tenía nada y pude hacer que mi familia, que la trataba fatal, la aceptara”, este tipo de testimonios o de experiencias son las que al final te dicen que lo que estás haciendo va mucho más allá y traspasas fronteras, poder ayudar a cambiarle la vida a alguna persona en una ranchería en Monterrey, eso es lo más gratificante.

Al ser un líder en opinión para la comunidad, ¿cuál sería tu compromiso ante la gente?
Me pasa mucho con el nuevo podcast de Escándala que hago con Chapu Garza y Adrián Andrés (Ningún chile te embona) que gracias a toda la gente llegamos al top 25 de Spotify y de Apple Podcast. El seguir haciendo ese tipo de productos, no es solamente una plática donde nos estamos “cagando” de la risa y ya, realmente es un mensaje que si una persona escucha: “yo tuve un pedo a los 15 años con mi primer novio”, o “me mandaron a la chingada, pero gracias a todas esas experiencias, soy la persona que soy, aprendí y me levanté”, si a través de eso, le podemos dar un poquito de esperanza a un chavo de la provincia al que golpean en su escuela por ser diferente, se lo vamos a dar, y le vamos a decir que todo va a estar bien, mucha gente piensa que está sola y termina cometiendo suicidio. Creo que ese sería mi compromiso, seguir viendo de qué manera y, con los productos que se puedan crear, porque tenemos que “echar montón” y ayudarnos entre nosotros, somos una población que crece y crece, pero no está unida, entonces mi compromiso sería ver cómo yo desde mi trinchera y desde lo que hago, puedo aportar un granito para sí convertirnos en una comunidad aquí en México y hacer la diferencia.

¿Has recibido homofobia?
¿Sabes que es lo más curioso?, que de quien más recibo homofobia es de mi gente, de la misma comunidad LGBT,  esto tiene que cambiar porque, al final, va con lo decía anteriormente, actualmente estamos para la fiesta y el “despapaye”, pero a la hora de que nos necesitamos ayudar, muchos te ponen el pie. En nuestra comunidad existe una homofobia interna que hay que combatir, en la medida en la que lo vayamos cambiando y entendamos que tenemos que ser más fraternales entre nosotros, si no cambiamos desde adentro, ¿cómo queremos cambiar que nos vean desde afuera?

¿Qué mensaje le darías a las personas que sufren homofobia en cualquier esfera de su vida?
Me escriben muchas personas por Instagram o por Twitter, y les digo que no se rindan, yo también luché, pero siempre hay una luz al final del camino, antes de que se vayan a rendir, piensen en todas las personas que los quieren, piensen que afuera hay una persona, que aunque a veces piensen que no, pueden compartir su vida con ella, realmente pueden ser felices; al final del camino todo mejora. Mucha gente no lo sabe, pero en algún momento de mi vida yo la pasé muy mal, mi familia la pasó muy mal económicamente, al grado de que no teníamos para comer y con trabajo y haciendo las cosas bien se puede salir adelante, a pesar de que haya todo en contra, si ustedes realmente lo creen, van a hacer una diferencia, sí se pueden cambiar las cosas, sí se pueden mejorar siempre.

0 Comentarios

Escribe un comentario