Las fiestas decembrinas están próximas, en muchos hogares alrededor del mundo comienzan a adornar días antes de que inicie el mes de diciembre. Muchas personas optan por colocar árboles sintéticos, otras tantas por árboles naturales. Existe un gran debate entre la comunidad ambientalista y no ambientalista, pues ambas opciones tienen pros y contras, en esta nota te diremos cuáles son esas ventajas y desventajas de ambos. 

Árbol artificial

PROS

  • -Son más económicos que los naturales y puedes utilizar un árbol alrededor de 10 años seguidos. 

  • -Ahorras en cuanto a adornos, pues existen árboles en el mercado que ya vienen con luces integradas, otros incluso traen adornos. 

  • -Muchas personas tienen la creencia de que al comprar un árbol artificial contribuyen a reducir la tala de árboles. 

  • -Puedes encontrarlos en el mercado gran variedad de colores, texturas, estilos, etcétera. 

 

CONTRAS

  • -Los árboles artificiales son producidos con base en resinas plásticas, generalmente provenientes del petróleo, su producción es sumamente contaminante y, por si fuera poco, no son reciclables. Tardan más de 10,000 años en degradarse. 

  • -“La mayoría de este tipo de árboles, suelen estar fabricados en China, donde las normativas de sanidad relucen por su ausencia, utilizando para su fabricación mercurio y otros metales y sustancias” dañinas para la salud y contaminantes. 

  • -No ayudas a la tala de árboles naturales. 

 

Diagrama

Descripción generada automáticamente

 

Árbol natural

PROS

  • -El aroma de los pinos naturales mantiene fresco y aromatizado nuestro hogar y le da un toque “más navideño”. 

  • -Son 100% biodegradables, ayudan a disminuir el calentamiento global. Durante su periodo de crecimiento y hasta que alcancen la altura ideal para ser cosechados contribuyen a la eliminación de CO2 durante dos o tres años. 

  • -Existen lugares destinados al cultivo de pinos navideños, están regulados, ayudan a eliminar el CO2 y además brindan trabajos a cientos de personas. 

  

CONTRAS: 

  • -Son difíciles de transportar y más delicados que los naturales. 

  • -Al ser un ser vivo y llevarlo a casa, fuera de su hábitat es importante tener los cuidados necesarios para que duren. “Hay que regarlos, y no colocarlos cerca de fuentes de calor, y no usar luces que pudieran provocar que se caliente y se seque”. 

  • -Su costo es más elevado y son efímeros. Igualmente, gastas más en adornos. 

  • -Si bien se reduce su tiempo de vida y en cierta medida eliminas una fuente de oxígeno, precisamente existen parques y viveros dedicados al cultivo de éstos exclusivamente para la temporada navideña. Estos lugares reforestan y por cada árbol que cortan plantan dos o tres. 

Diagrama

Descripción generada automáticamente

 

En resumen, los árboles naturales son la opción más ecológica pero un poco más costosa; al comprar un árbol natural apoyas la economía local y contribuyes a que se generen empleos durante esta temporada. Sólo recuerda que al adquirir un árbol natural debes asegurarte de que éstos provengan de lugares y parques certificados, de no ser el caso estás ayudando a la tala ilegal de árboles. 

Si ninguna de estas dos opciones te convence existen nuevas tendencias como árboles de madera, herrería, elaborados con materiales reciclados, minimalistas, etcétera. Igualmente, hay compañías que te rentan pinos en macetas o puedes ir a algún vivero a conseguir tu pino en maceta y una vez pasada la temporada plantarlo en tu patio o jardín. 

Imagen que contiene botella, tabla, roca, montaña

Descripción generada automáticamenteImagen que contiene luz, foto, tabla

Descripción generada automáticamente

 

 

0 Comentarios

Escribe un comentario